fbpx

¿Sabías que para 2017 la mitad de la población global tendrá un Smartphone? Para las compañías dedicadas al mercadeo móvil esta estadística suena como un ganar-ganar. Sin embargo, la verdad es que las nacientes necesidades de los consumidores son tan diversas que las compañías están cometiendo el error de tratar de cubrir cada una de ellas con una nueva aplicación móvil – y al hacerlo, perdiendo dinero. En lugar de desarrollar una nueva aplicación para cada tipo de consumidor, las compañías deberían encontrarse con sus clientes donde ellos ya se encuentran, con un canal que ya usan: la mensajería de texto.

Por qué depender de las aplicaciones móviles es ineficiente

Como señala el nuevo reporte por Forbes Research titulado “El Estado de la Tecnología para Mercadeo 2014“, las agencias de mercadeo “dependen demasiado en tecnologías móviles de moda” porque están infatuados con el reciente furor en tecnología. Es un clásico caso de falta de visión. Quedarse atrapado en estas tendencias de mercadeo móvil resulta en muchas compañías olvidando cubrir lo más básico, como los SMS. Las necesidades de los consumidores móviles son diversas – como resultado, los agentes de mercadeo tienden a dividir su esfuerzo en una miríada de aplicaciones móviles. Este acercamiento, sin embargo, frecuentemente se encuentra con dos problemas:

Las aplicaciones móviles son muy improbable que alcancen su audiencia objetivo: Seguro, el mercado de las aplicaciones móviles está creciendo, pero del exponencial número desarrolladas cada año, solo 30% de ellas son descargadas y 80% de estas tienen menos de 1.000 descargas. Solo 5% de las aplicaciones móviles son usadas luego del primer mes de descargadas.

Las aplicaciones móviles toman un largo tiempo en diseñarse y frecuentemente están mal desarrolladas: Una encuesta realizada en 2013 a profesionales IT arrojó que más de la mitad de los entrevistados reportó pasar más de tres meses y gastar más de 50.000$ desarrollando una aplicación. Más de la mitad de los usuarios de aplicaciones móviles han experimentado un problema con alguna de ellas y la novedad de descargar la aplicación de moda se desvanece rápido.

Los clientes ya adoran los SMS ¡y los usan!

Cuando se mira la escena completa, los SMS son la solución más obvia para una estrategia de mercadeo móvil exitosa. Los SMS ya son la aplicación móvil más usada – de acuerdo a un estudio de SAP, 74% de los adultos los emplean de manera regular. El mismo reporte encontró que 64% de los consumidores creen que los negocios deberían usar los SMS para interactuar con los clientes más seguido de lo que lo hacen actualmente.

Los SMS ya vienen equipados con una plétora de opciones editables que pueden cubrir los mismos requerimientos que una aplicación móvil.

La mensajería de texto también permite una interacción directa con el consumidor, mucho más que las comparativamente pasivas notificaciones. Las campañas de mensajería de texto pueden ser sintonizadas a los intereses específicos y el horario de un cliente, significando contenido mejor diseñado que lleva a mejores resultados. Digamos, por ejemplo, que usted es una tienda de helados. Usted podría preguntarle a sus clientes cuál es su sabor de helado favorito y luego targetear su mensaje a ellos la próxima vez que su negocio tenga una promoción especial con ese sabor. O si su compañía está vendiendo un producto diseñado para atraer especialmente a los adolescentes, usted puede segmentar su lista de teléfonos móviles basados en la edad y enviar un mensaje de texto promocional a los consumidores dentro del rango de edad relevante.

En resumen, los SMS son tan flexibles como una aplicación móvil, a la vez que se mantienen siendo mucho más simples. Como el reporte de Forrester declara, “Es, por tanto, urgente el alejarse de la búsqueda enfermiza por los últimos objetos brillantes y de incursiones en nuevas tecnologías. Los agentes de mercadeo deberían enfocarse en proporcionar una experiencia útil que satisfaga las crecientes expectativas de los clientes en sus dispositivos más íntimos.” Así que cuando esté considerando su programa de alcance e interacción móvil, pregúntese: ¿por qué está gastando más dinero en algo que no está seguro de que sus clientes usarán, cuando ya hay una solución que sabe que ellos disfrutan?

Publicado originalmente por Mobilecommons, el 23 de Diciembre de 2014.

Artículo original en inglés aquí